4 cosas por las que no deberíamos pagar dinero

Alfonso SBAhorro en internet, Interesante Comments

puesta de sol

Cualquiera que conozca un poco las finanzas personales puede decirte cómo ahorrar dinero en los elementos que más gastas (alimentos, facturas de luz, gastos de teléfono, etc.) con un poco de sacrificio y pensamiento creativo.

Sin embargo, muchas personas no se dan cuenta de que muchas de las cosas que usamos a diario se pueden conseguir de forma gratuita.

He aquí una breve lista de cosas por las que no debes pagar dinero:

Antivirus

Con las últimas noticias sobre violaciones de seguridad y hackeos a los ordenadores, puedes lelgar a pensar que un programa antivirus caro es la única solución.

Sin embargo, en la mayoría de los casos puedes usar simplemente una versión gratuita. Tus mejores opciones son Avast o AVG. Yo he usado ambas en el pasado y me han servido bien.

Si aún así sigues sintiendo la imperiosa necesidad de comprar un antivirus para proteger tu información, hazlo. No tiene sentido quitarte el sueño por ahorrar un poco de dinero.

Cuentas bancarias

El siguiente,  las cuentas bancarias . La única cosa que no debería costar dinero, es el dinero. Pero muchos bancos cobran a sus clientes sólo por el privilegio de aferrarse a su dinero en efectivo.

Bueno, puedes ganarle. Con un poco de investigación en línea, se puede encontrar una variedad de cuentas gratuitas. Si no lo tienes muy claro, aquí tienes una guía para simplificarte la decisión 😉

Baterías y suministros generales de oficina

Suscríbete para recibir actualizaciones por correo electrónico de tu proveedor de material de oficina favorito y encontrarás ofertas con regularidad. En ocasiones, te devuelven parte del dinero gastado en forma de ticket regalo para gastarlo el próximo mes. Eso sí, normalmente vienen con fechas de caducidad así que ten cuidado no se te vaya a hacer demasiado tarde.

Todo lo demás

Y, por último, no importa lo que vayas a comprar, echa un vistazo en la web antes de hacerlo. La mayoría de los artículos como los grandes electrodomésticos, muebles, artículos para el hogar y aparatos de gimnasia podrás encontrarlos más baratos que en un comercio físico.

Consideraciones finales

Cuando se lleva a cabo todo este ahorro, es el momento de dirigir ese dinero que te ahorras hacia tus metas financieras.

Si estás tratando de pagar la deuda de tarjeta de crédito, establece pagos más altos. Si tu objetivo es ahorrar para la jubilación, aumenta tus contribuciones mensuales. Si tu objetivo es la educación universitaria de sus hijos, inicia un programa de ahorro.

No te darás cuenta de los verdaderos beneficios de obtener productos gratis o mucho más baratos si no te organizas y empiezas a ahorrar.

 

¿Qué otras cosas se te ocurren que se pueden conseguir de forma gratuita?